Premio al Liderazgo Africano

Página 1

22 de octubre de 2007. Sede de la Fundación Mo Ibrahim en Londres. Kofi Annan anuncia el ganador del primer Achievement in African Leadership Prize (Premio al Éxito en Liderazgo Africano). El galardonado es Joaquim Chissano, ex presidente de Mozambique. El comité que lo eligió se mostró “impresionado” por sus “logros en llevar la paz, la reconciliación, una democracia estable y progreso económico a su país”, además de retirarse del cargo “sin agotar el tercer mandato que la Constitución permite”.

Chissano recibirá por este motivo 5 millones de dólares (3,4 millones de euros) a lo largo de los próximos diez años y 200.000 dólares (134.000 euros) desde entonces hasta su muerte. Además, el premio supone conceder hasta otros 200.000 dólares anuales durante diez años para “actividades de interés público y buenas causas” realizadas por el galardonado.

El premio ha sido establecido por la Fundación Mo Ibrahim como una vía para fomentar el buen gobierno en África y la promoción de proyectos de desarrollo. El ganador es elegido entre líderes subsaharianos que hayan sido democráticamente elegidos y que hayan abandonado el cargo en los tres años anteriores. Con el galardón se pretende evitar la corrupción y la perpetuación en el poder, facilitando un modo de vida a políticos que, tras su retirada de la vida pública, suelen contar con ínfimas pensiones vinculadas al cargo desempeñado.

Mo Ibrahim nació en Sudán. En 1998 fundó el que luego llegó a ser un gigante de las telecomunicaciones en África, Celtel, que vendió siete años después a una compañía kuwaití por 3.400 millones de dólares. En 2006 creó la fundación que lleva su nombre con el objeto de mejorar la situación política y social en el continente africano.


Nuestra web utiliza cookies para facilitar el servicio. Si continúa navegando entendemos que las autoriza.