La fuente amarilla

Página 1

Director: Miguel Santesmases

Director: Miguel Santesmases. Guión: Miguel Santesmases, Martín Casariego y Antón Casariego. Intérpretes: Silvia Abascal, Eduardo Noriega, Miguel Hermoso, Salvador Madrid, Carlos Wu, Chuen Lam, Juan Run. 116 min. Jóvenes-adultos.

Con este intenso thriller de intriga a la americana debuta con buen pie Miguel Santesmases, hasta ahora realizador de varios cortos y programas televisivos. El guión parte de la imagen mitológica china de la fuente amarilla, en la que van a beber las almas de los muertos. Los padres de Lola beben de esa fuente desde que fueron asesinados por la mafia china que opera en España. Decidida a vengarlos, viaja a Madrid, donde conoce a Sergio, un joven introvertido que ha elaborado durante años un completo archivo con los extraños movimientos profesionales y personales de la comunidad china. Los dos jóvenes se adentrarán en un mundo cerrado y peligroso que pondrá a prueba la creciente atracción que sienten entre sí.

La película tiene algún pasaje artificioso y ciertas caídas de intensidad. Pero llega a buen puerto gracias a que los guionistas y el director se han centrado en el amor como hilo conductor y han mantenido la acción sólo como valor añadido. Enriquecida con certeros apuntes sobre el drama de la inmigración ilegal, esa opción potencia la entidad dramática de los personajes, sobre todo de la compleja pareja protagonista, muy bien encarnada por Silvia Abascal y Eduardo Noriega.

Sobre esta sólida base, y con la ayuda de un excelente equipo técnico, la sugestiva puesta en escena de Santesmases hace avanzar la trama con agilidad, dando siempre primacía a la evolución psicológica de los personajes -subrayada por una rica simbología visual- y resolviendo los componentes violentos y sexuales del argumento a través de un elegante empleo de la elipsis.

Jerónimo José Martín

Nuestra web utiliza cookies para facilitar el servicio. Si continúa navegando entendemos que las autoriza.